Júpiter, este mes más cerca.


No se extrañe si durante este mes de mayo, siente la necesidad de mirar constantemente al cielo ya que es una sensación natural, producto del acercamiento del planeta Júpiter a la Tierra.

El pasado 6 de mayo, Júpiter estuvo a tan solo 697 millones de kilómetros de distancia de nuestro planeta, una distancia que comparada con la de los anteriores seis meses, representa 340 millones de kilómetros más de proximidad. Y los cálculos astronómicos permiten observar que durante todo el mes estará muy cerca.

Si usted desea cerciorarse del fenómeno, basta con que mire al cielo para que lo vea mucho más grande y brillante. Pero si no tiene las bases para identificarlo, aquí les damos algunas instrucciones:
- Debe de buscarse siempre al oriente, preferiblemente luego de caer la tarde, es difícil que se confunda, ya que su brillo es mayor al de cualquier estrella que este cercana a el.
- Sería bueno que se apoye con unos binóculos, o mejor aún un telescopio, porque al estar tan cerca se pueden llegar a ver, dependiendo de la potencia del aparato, fenómenos de Júpiter, tales como el mar de la tranquilidad, la gran mancha roja (un huracán dos veces más ancho que la tierra), alguna de sus cuatro lunas o su cinturón de nubes.




¿Pero cual ha sido la simbología de Júpiter en la tierra?, éste además de ser el dios de dioses en la mitología romana, un equivalente a Zeus en Grecia; era un gran amante que no reparaba en convertirse en animales como el cisne o el toro, para poder conquistar a mujeres y diosas, quienes no podían observarlo en todo su esplendor de dios. Era sabio y justo, pero su fuerza era temida por todos como fuente de aniquilamiento.

Por estos días y debido a la rapidez de su movimiento de rotación, se podrá observar el planeta entero en una sola noche, y si al hacerlo usted nota que se ve achatado, no crea que es producto de su imaginación: Júpiter solamente se ensancha a partir de su parte media.
Y si después de todo usted cree que los deseos de mirar al cielo no son tan grandes, no se extrañe, ya que de acuerdo con la gravitación universal, este planeta solo nos puede atraer con una intensidad 34 millones de veces menor de lo que lo hace la tierra. Sólo unos cuantos se sentirán en una posición de gran influjo
.

Comentarios

patton dijo…
Muy interesante, yo la verdad nunca he podido entender por qué los planetas se ven como si fueran estrellas .. acaso la tierra desde lejos se vé así? Yo no entiendo.

... y el que diga que se siente atraído por la fuerza gravitacional de Júpiter ... que deje de hablar paja.

Entradas más populares de este blog

Espuma y nada más: una tensión incesante

Entrevista a Mike Patton